Tenemos muchas formas de cuidar la piel, y una bastante desconocida es cuidando qué ponemos sobre ella, y eso es algo que casi nunca sabemos… ¿Tú sabes qué tóxicos son los que lleva tu ropa?

Desde hace un tiempo tenemos claro que la comida debe estar lo menos manipulada posible, cada vez somos más conscientes de que mejor cosmética natural ya que así no absorbemos tóxicos… pero de la ropa ¿sabes lo que lleva tu ropa? En tu ropa deberías aplicar las mismas reglas que con la comida o la cosmética, cuanto menos manipulada (y viajada) mejor. Aún no existe un Yuka (o al menos que yo conozca) que nos evalúe la composición de las prendas, sin embargo, si empleamos un poco el sentido común, es cuestión de tener en cuenta algunos detalles.

Estas son algunas de las cosas que deberías saber:

  1. La piel absorbe los pesticidas del algodón, los metales pesados de los tintes y otros tantos químicos de nombres raros de las múltiples sustancias que lleva nuestra ropa.
  2. ¿Y esto qué produce? Pues desde irritaciones de la piel  hasta problemas hormonales. A esto le añadimos que aunque ya se conocen los efectos de algunos de estos tóxicos, aún se desconocen los efectos cruzados de todos estos. Añado que además, vamos acumulando sustancias tóxicas en nuestro cuerpo sin capacidad de expulsar todo lo que estamos metiendo.
  3. Las pieles más sensibles son las de los niños, las embarazadas y las zonas genitales. Las dos primeras por ser más vulnerables ante los tóxicos presentes en las prendas, la zona genital por ser especialmente sensible y con una capacidad de absorción mayor.
  4. Especial atención a los tejidos en contacto directo con la piel: ropa interior, ropa de deporte o ropa de dormir. Ten en cuenta que cuando el cuerpo suda, los poros se abres para expulsar pero inevitablemente también están abiertos para permitir entrar.
  5. ¿Qué tejidos son entonces los más recomendados? Algodón orgánico, lino, lyocell, lana o seda, y siempre teñidos con tintes naturales y sin blanqueantes.
  6. Especial atención a la ropa del hogar, si hay mucho poliéster, el roce con esos tejidos aumentará la presencia de microplásticos en el ambiente (también se pegarán a tu piel en el caso de las sábanas)
  7. Los tejidos están tratados con un sinfín de productos químicos a los que es difícil seguirles la pista. Tintes, retardantes de la llama, ablandadores de plásticos o sustancias para facilitar el planchado. Lo malo es que seguir la huella de toda la fabricación de la prenda no es algo sencillo.

Lo que sí voy a hacerte, para que no te quedes con el susto en el cuerpo, es un resumen de algunas de las cosas que yo hago en casa para mejorar mi salud y la de los míos (con respecto a los tejidos):

Pijama algodón orgánico: Textura Interiores

  • El algodón orgánico ha pasado a ser el tejido estrella de ropa interior, camisetas y pijamas. Aún no me resulta fácil encontrar para todos…
  • Intento seguirle la pista a todas las prendas. Doy prioridad al Made in Spain (con una normativa más estricta que la asiática) y si conozco a l@s creador@s de las prendas pido información sobre el origen de los tejidos.
  • Estoy sustituyendo poco a poco todas las sábanas por las de algodón orgánico o lino.
  • Uso detergente Bio o perlas de lavado. Nunca uso suavizante. Si quiero que mi ropa huela bien pulverizo la bruma de armario sobre las prendas.

Y si quieres profundizar más en todo este tema para tener una idea más clara sobre las consecuencias que tiene usar ropa de baja calidad en tu cuerpo, puedes acudir al taller que impartiré en Barcelona el próximo día 21.

En el Cuaderno de Estilo Slow tienes más datos sobre tejidos y cómo la fabricación de algunas prendas o la compra sin control, tiene efectos sobre el medio ambiente. De otra forma, todo esto, también está repercutiendo en nuestra salud…

Y una última cosa, si quieres empezar cambiando tu colada, que ya es un gran paso, puedes leer estos post que escribí hace unos meses.

Siete sencillos gestos para cuidar tu ropa y el planeta

Y volverme más verde hasta en el armario.

¿Te apetece ahora seguir mejorando tu salud?

 

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros con el fin de obtener información estadística sobre la base de los datos de navegación de los visitantes. Si continúas navegando entendemos que aceptas su uso y, en caso de no aceptar su instalación, deberás visitar el apartado de Política de Cookies , donde encontrarás la forma de eliminarlas o rechazarlas.

ACEPTAR
Aviso de cookies